Portada Favoritos
Lista Articulos: [0-C] [C-I] [I-P] [P-Z] | Todas las categorías | Página aleatoria | Lo que enlaza aquí

Atentados del 11 de marzo de 2004

Los atentados del 11 de marzo de 2004, también conocidos como 11-M, fueron una serie de ataques terroristas coordinados en trenes de cercanías en Madrid (España), en la mañana del 11 de marzo del año 2004.

Tabla de contenidos

Detalles de los atentados

Hora local en todos los casos (UTC/GMT+1) a menos que se especifique lo contrario.

En la mañana del jueves 11 de marzo de 2004, diez mochilas cargadas con TNT hicieron explosión en cuatro trenes de cercanías de Madrid (España) mientras estaban entrando y saliendo pasajeros en cuatro estaciones diferentes.

Las explosiones tuvieron lugar en hora punta, entre las 07:39 y las 07:42 horas en las estaciones madrileñas de Atocha (3 bombas), El Pozo del Tío Raimundo (2 bombas) y Santa Eugenia (1 bomba) y en un cuarto tren en la calle Téllez en camino a Atocha (4 bombas). Las fuerzas de seguridad encontraron otros tres artefactos que, según el ministro de Interior Ángel Acebes, podían estallar cuando llegaran las ambulancias.

Cronología de los atentados

[1] [2]

Gravedad de los atentados

Imagen atentados de Madrid
Aumentar
Imagen atentados de Madrid

El número oficial de muertos a 23 de marzo es de 190 (de ellos, 177 en el acto) y más de 1800 heridos, con lo que éste es el segundo peor ataque que ha sufrido Europa en tiempos de paz, después del ataque aéreo (derribo de un avión de la Pan Am) en Lockerbie el 21 de diciembre de 1988. El número de 202 fallecidos dado en un principio fue reducido debido a la identificación errónea de algunos restos.

Parece ser que el número real de muertos es de 191 (más dos fetos de tres y ocho meses de gestación). Hay un niño, muerto el 10 de mayo a las 48 horas de nacer, que no ha sido contabilizado. Se considera que su muerte fue debida a las heridas sufridas por su madre en el atentado. El Ministerio del Interior ha iniciado los trámites para incluirlo en la cifra oficial de fallecidos.

La policía desactivó varias bombas que iban a explotar en las estaciones. Un total de 13 bombas fueron preparadas para este ataque, que ha tenido lugar tres días antes de las elecciones generales.

Autoría

En un primer momento, el atentado se atribuye, desde el gobierno y la mayoría de los medios de comunicación nacionales (al contrario que los internacionales), a ETA. La Guardia Civil ya había desactivado numerosos artefactos atribuidos a ETA, y el 29 de febrero había capturado más de 500 kg de explosivos y arrestado a dos presuntos miembros del grupo terrorista vasco. Los explosivos incautados eran, en un principio y según el gobierno, del mismo tipo titadine que los usados en los atentados de Madrid, aunque posteriormente se verificó que esto era falso (se trataba de Goma-2 Eco).

Además ETA suele avisar antes de sus ataques indiscriminados, y antes de este ataque no hubo ningún aviso. El director de la Europol Jürgen Storbeck ha dicho que las explosiones "no se corresponden con el modus operandi que ETA ha adoptado hasta ahora". Los ataques se producen 2 años y medio después de los atentados del 11 de septiembre, podría decirse que siguió patrones de grupos terroristas que eligen atacar en días de especial significación para ellos. Se ha dicho mucho en los medios norteamericanos que el atentado tuvo lugar 911 días después del 11 de septiembre, al que en inglés se refieren habitualmente como 9/11; pero esto es falso, ya que realmente tuvo lugar 912 días después.

ETA ha declarado en dos ocasiones, antes y después de las elecciones del 14M, que no fue obra suya. Tanto la Audiencia Nacional, como el CNI y la policía declararon que, efectivamente, era poco probable que se tratara de ETA.

La izquierda abertzale, a través de Arnaldo Otegi (dirigente del partido político Batasuna, ilegalizado por su vinculación con ETA) "rechaza totalmente" esta "masacre" y se desvincula del atentado, descartando que ETA esté implicada, por la radio y en rueda de prensa, también desde un primer momento. Sugiere como hipótesis que los culpables sean terroristas islámicos como Al Qaida, quizá como respuesta al apoyo español a la invasión de Iraq. La primera reacción del gobierno es rechazar esta interpretación, considerando que sólo trata de enturbiar la investigación.

La tarde/noche del 11 de marzo, y según el Ministro del Interior, se abre una nueva línea de investigación al encontrarse una cinta en árabe con versículos del Corán en una furgoneta con detonadores robada recientemente, encontrada en Alcalá de Henares, de donde venían tres de los cuatro trenes. En esta misma línea, el periódico 'Al Quds Al Arabi' Al-Quds ha recibido en su sede en Londres una carta que afirma que las Brigadas de Abu Hafs Al Masri, en nombre de al Qaida, la red terrorista de Osama bin Laden, está detrás de los atentados perpetrados en Madrid. Según dice, estos ataques son un «ajuste de viejas cuentas» con España, a la que acusa de complicidad con Estados Unidos y Gran Bretaña en una «cruzada contra el Islam».

A las 14 horas del día 12 de marzo, el Ministerio del Interior dio una serie de detalles sobre los detonadores y tipo de explosivo empleado que parecen encaminar las sospechas hacia algún grupo islámico ya que son completamente diferentes a los que ha utilizado ETA en los últimos años.

El 13 de marzo cinco personas son arrestadas, tres marroquíes y dos indios que estarían relacionados con la tarjeta telefónica prepago hallada en la mochila bomba que la policía desactivó junto a la comisaría de Vallecas. Posteriormente, la policía recoge una cinta de vídeo que contiene una comunicación en árabe de un varón con acento marroquí. En el vídeo, esta persona afirma ser Abu Dujan al Afghani, portavoz de Al Qaida en Europa, y reivindica los atentados en nombre de este grupo terrorista. Texto integro del mensaje:[3] .Video [4]

Posteriormente, se ha detenido a muchos otros presuntos componentes de esta célula de Al Qaida española, con relación a los atentados. Algunos de ellos se autoinmolaron al ser acorralados por la policía.

El 6 de mayo de 2004, el FBI arrestó en Portland, Oregon, Estados Unidos, al abogado estadounidense Brandon Mayfield, converso al Islam, al determinar que era suya una huella dactilar encontrada por los investigadores españoles en la mochila con explosivos que no estalló; sin embargo, el Gobierno español anunció el 21 de mayo siguiente que la huella pertenecía al ciudadano argelino Ouhnane Daoud.

El 8 de junio de 2004 fue arrestado en Milán Rabei Osaman el Sayed Ahmed, alias Mohamed el Egipcio, considerado el cerebro del 11-M y el ideólogo fundamental de Al Qaida en Europa. Está pendiente de extradición a España

Reacciones políticas


11 de marzo

A tres días de las elecciones generales, los principales partidos políticos suspendieron sus actos electorales tras el atentado.

El gobierno decretó tres días de luto nacional, y convocó para el día 12 de marzo de 2004 una manifestación en todas las capitales de provincia de España, bajo el lema "Con las víctimas, con la Constitución, por la derrota del terrorismo".

Cronología de los hechos:

12 de marzo

13 de marzo

14 de marzo

Reacciones políticas posteriores al 14 de marzo

Reacciones al atentado desde fuera de España

Diversos líderes mundiales expresaron su condena por los atentados de Madrid y se solidarizaron con las víctimas. También lo hicieron organismos internacionales como Amnistía Internacional ([5] )

El Parlamento Europeo declaró el día 11 de marzo "día de las víctimas del terrorismo".

Estados Unidos ofreció su apoyo en la lucha antiterrorista para localizar a los responsables. Israel manda a expertos para el reconocimiento de los cadáveres y el análisis de ADN.

En Francia, todas las banderas nacionales ondean a media asta durante los tres días de luto en España. La bandera de la Unión Europea también ondeó ese día a media asta.

La mayor parte de las bolsas europeas cayeron el 11 de marzo entre un 2 y un 3% como consecuencia de los ataques de Madrid. El índice Dow Jones cayó un 1,6%. Las acciones de empresas relacionadas con la aviación y el turismo fueron las más afectadas.

Polonia y Portugal declaran el 12 de marzo día de luto nacional.

Personalidades como Romano Prodi, Silvio Berlusconi, Jean-Pierre Raffarin y Joschka Fischer viajaron el 12 de marzo hacia Madrid para participar a las multitudinarias protestas silenciosas de las 7 de la tarde.

En una entrevista televisada, el 13 de marzo, Fidel Castro acusó al gobierno español de engañar a sus ciudadanos sobre los ataques para conseguir réditos electorales; y afirmó que José María Aznar había sabido que un grupo islámico estaba detrás de los atentados, pero que había preferido acusar a ETA.

En Rumanía, todas las banderas nacionales ondearon a media asta y el gobierno declaró el 14 de marzo día de luto nacional solidarizando con las víctimas españolas y rumanas (9 muertos, 8 desaparecidos y 24 de los 76 heridos todavía hospitalizados).

Reacciones de la sociedad

Manifestación en la Puerta del Sol (Madrid) en contra del atentado
Aumentar
Manifestación en la Puerta del Sol (Madrid) en contra del atentado

11 de marzo

Se sucedieron concentraciones silenciosas en rechazo por el atentado en las universidades españolas.

En toda España tuvieron lugar manifestaciones espontáneas, sobre todo contra ETA, en cuanto se dio a conocer la noticia del atentado, antes de la manifestación convocada por el Gobierno para el día siguiente a las 19:00. [6] El lehendakari Juan José Ibarretxe condenó los ataques.

Manifestación del 12 de marzo

El 12 de marzo, tuvieron lugar concentraciones contra el terrorismo a las 12:00. La mayor parte de los comercios cerraron a las 18:30, y colgaron banderas de España con un lazo negro o carteles para expresar solidaridad hacia las víctimas.

A las 19:00, 2,3 millones de personas se manifestaron en Madrid (población de 4 millones) bajo una lluvia intensa, gritando "todos íbamos en ese tren", "no estamos todos: faltan 200", "España unida jamás será vencida" o "Asesinos, asesinos". En un principio la manifestación iba a tener lugar entre la plaza de Colón y Atocha, de hecho se llenaron también las calles adyacentes. De forma poética, se decía que no llovía en Madrid, sino que Madrid lloraba.

Manifestaciones
Imagen:11-M.png
Total: 11.400.000 manifestantes
(28% de la población española)
Madrid 2.000.000
Barcelona 1.500.000
Valencia 700.000
Sevilla 650.000
Zaragoza 400.000
Málaga 400.000
Vigo 400.000
Murcia 300.000
Oviedo 300.000
Cádiz 300.000
Bilbao 300.000
Granada 250.000
Alicante 250.000
Santa Cruz de Tenerife 250.000
Valladolid 250.000
Las Palmas de Gran Canaria 225.000
Córdoba 200.000
La Coruña 200.000
Palma de Mallorca 140.000
Pamplona 125.000
Guadalajara 120.000
Huelva 120.000
Jaén 120.000
Almería 120.000
Salamanca 100.000
Santiago de Compostela 100.000
Castellón 100.000
Albacete 100.000
Logroño 100.000
León 100.000
Burgos 100.000
Vitoria 90.000
Santander 85.000
Badajoz 80.000
Ferrol 80.000
Orense 80.000
Pontevedra 75.000
Ciudad Real 70.000
Gerona 58.000
Cáceres 50.000
Cartagena 50.000
Lugo 50.000
Alcalá de Henares 45.000
Ibiza 42.000
Tarragona 40.000
Lérida 40.000
Segovia 40.000
Zamora 40.000
Ceuta 35.000
Melilla 30.000
Cuenca 30.000
Lorca 25.000
Toledo 25.000
Talavera 25.000
Palencia 25.000
Mérida 20.000
Medina del Campo 15.000

Esta manifestación, convocada por el gobierno, fue probablemente la protesta más multitudinaria de la historia junto con las protestas globales contra la guerra en Iraq.

El príncipe Felipe y las infantas Elena y Cristina de Borbón se unieron a la manifestación, siendo ésta la primera vez en la historia que un miembro de la familia real española lo hace. El cardenal Rouco Varela, Arzobispo de Madrid, también se manifestó por primera vez. También estuvieron allí el presidente del Gobierno José María Aznar, el presidente de la Comisión Europea Romano Prodi, el primer ministro italiano Silvio Berlusconi, el primer ministro portugués José Manuel Durão Barroso y el primer ministro francés Jean-Pierre Raffarin, así como los ministros de Exteriores alemán, sueco y marroquí. [7] [8]

Nueve millones de personas se manifestaron en otras ciudades españolas, con lo que en total fueron 11,4 millones los manifestantes en toda España [9] . En Barcelona se manifestaron 1,5 millones, con el lema Avui jo també sóc madrileny (Hoy también soy madrileño). Es especialmente significativo que en varias ciudades, el número de manifestantes superó la población normal de las mismas, como ocurrió en Cádiz (140.000 habitantes; 350.000 manifestantes).

También se produjeron manifestaciones en otras ciudades de Europa y América.


El lema de la manifestación fue "Con las víctimas, con la Constitución, por la derrota del terrorismo". La parte de "con la Constitución" fue muy protestada por la oposición, ya que, dados los debates políticos que hubo en España en meses anteriores, se podía intuir una condena implícita a ETA más que al terrorismo en general y un apoyo al Gobierno del PP, que había rechazado reformar la Constitución mientras que otros partidos habían propuesto diversas reformas.

Muchas pancartas condenaron expresamente a ETA y algunas, también, a dirigentes de partidos nacionalistas. Otras, sin embargo, condenaban el terrorismo y apoyaban la paz, o condenaban la violencia en general. Debido a la percepción de algunos de que el gobierno manipulaba la información para defender la hipótesis de que el atentado había sido provocado por ETA, hubo también pancartas de protesta contra el Partido Popular y contra la guerra en Iraq. Algunas pancartas expresaron un rechazo contra el lema oficial: "Barcelona con Madrid, Barcelona por la paz, la Constitución es otro tema" o "¿Qué pinta la Constitución aquí?". [10]

Fue recurrente la asociación del atentado con la guerra en Iraq e incluso con el Partido Popular. De hecho, algunos dirigentes del Partido Popular fueron insultados en las manifestaciones: Rodrigo Rato, vicepresidente primero del Gobierno, y Josep Piqué, presidente del Partido Popular de Cataluña, fueron increpados con gritos de "¡asesinos!" en la manifestación de Barcelona.

A sólo dos días de las elecciones y con sospechas de que el Gobierno había manipulado información, algunos manifestantes exigían saber quién había sido el autor del atentado antes de votar. Los gritos de "¿Quién ha sido?" prosiguieron el día 13.

La página sucesiva >>>




"Pagina 2 de 2 en Atentados del 11 de marzo de 2004








This site support the Wikimedia Foundation. This Article originally from Wikipedia. All text is available under the terms of the GNU Free Documentation License Page HistoryOriginal ArticleWikipedia